Leonardo Salvador

Leonardo Salvador, es un niño de 10 años, con multidiscapacidad. Lo conocimos en el  mes de Julio, gracias a Joni and Friends y el programa “Causa para la Vida”, le donamos una silla de ruedas y recibió el Evangelio de Cristo.

Al conocer la severidad de su caso, como Corazones Unidos decidimos apoyarla. Leonardo es un niño que contrajo el Bacilo de Kosh cuando tenía tan solo 1 año de edad. Esta bacteria, causante de la Tuberculosis, se alojó en su cerebro. Este diagnóstico fue tardío, porque en el Hospital de Trujillo, su ciudad natal, le dijeron que era una neumonía. Cuando llegó a Lima por emergencias, recién le detectaron el origen de su enfermedad. Al igual que Leonardo, un porcentaje significativo de personas con discapacidad en el Perú adquieren la discapacidad por negligencia médica, sobre todo aquellos que son niños y tienen bajas condiciones socioeconómicas.

Esta bacteria causó daños irreparables en el cerebro y en el cuerpo, limitando muchas funciones. Hasta el momento Leonardo se ha sometido a 3 cirugías por complicaciones de sus órganos intestinales, a una colostomía y una gastrostomía. Actualmente, el niño se alimenta a través de una sonda que es introducida por su estómago, así como tiene una bolsa para los residuos, ante el mal funcionamiento de los intestinos. También padece de una escoliosis muy pronunciada que está presionando sus pulmones. Por lo que necesitaba una silla de ruedas, ya que hasta el momento su mamá lo había cargado todo este tiempo. Como su mamá nos cuenta.

“Todo este tiempo había cargado a mi pequeño, pero ya me pesaba señorita, porque ya tiene 10 años. Su silla de ruedas es una gran bendición en mi vida. Puedo sacarlo más, lo llevo al hospital, puede salir al parque a pasear; porque antes estábamos todo el día en el cuarto, porque me era difícil cargarlo, bajar al primer piso y luego subir”

Recientemente, en el mes de agosto, contrajo una neumonía ante la vulnerabilidad de sus defensas y las precarias condiciones de su hogar. Leonardo y su mamá viven en un pequeño cuarto a la espalda del Hospital del Niño en Breña. El cuarto tiene un techo de madera y es bastante húmedo, por lo que cuenta con presencia de ácaros y otros hongos. Sin embargo, la mamá de Leonardo no tiene la posibilidad de pagar otro cuarto ante la falta de recursos económicos. Por la condición de Leonardo, él necesita la atención de su mamá las 24 horas del día, por lo que ella no puede salir a trabajar. El dinero que recibe deviene de su hijo mayor, que le alcanza para pagar el cuarto y los alimentos especiales que necesita el niño, como complementos nutricionales (Pediasure), frutos secos, semillas, avena, entre otros, para licuarlos e introducirlo en la sonda.

requiere urgente un aspirador de secreciones marca tomas un corset lunbar taylor y unoxiometro de pulso saturador y una caja de bolsas de colostomia

es Spanish
X